Liqui Moly alcanza los 800 millones de euros de facturación

73

Liqui Moly facturó en 2022 por valor de 800 millones de euros, un 10% más que en el ejercicio precedente, según informa la compañía. De este modo, el fabricante de aceites de motor y aditivos alemán alcanza el objetivo anual que se había propuesto y sigue creciendo de forma estable.

“En casi todos los países a donde exportamos hemos podido registrar un crecimiento masivo. En parte, hemos podido duplicar las facturaciones. Entre ellas, sobre todo en Oriente Medio, Asia y América Central y del Sur. El mercado europeo también está creciendo y Francia muestra el mayor crecimiento. Además, Estados Unidos se convierte en nuestro segundo mercado de ventas, después de Alemania, con un aumento de más del 30%”, comenta Günter Hiermaier, gerente de Liqui Moly.

Además de las ventas de lubricantes la firma alemana ha incrementado su producción de aditivos en la factoría de Ulm. Los 18 millones de latas producidos suponen un nuevo récord para la compañía. Asimismo, el número de puestos de trabajo aumentó en 76 personas hasta alcanzar los 1.046 empleados. En los próximos años, la empresa tiene por objetivo seguir creciendo para lo cual invertirá varios millones de euros en la ampliación y modernización de su fábrica. Las líneas de llenado adicionales de la nueva nave de producción entrarán en funcionamiento en el segundo trimestre.

Liqui Moly se consolida en el mercado ibérico

Por parte, Liqui Moly Iberia cerró 2022 como un año de consolidación y de trabajo sobre bases sólidas para mantener el crecimiento de dos dígitos de los últimos años. “Cerramos el año por encima de la meta que nos habíamos marcado para 2022, lo que nos enorgullece y nos da la certeza de que 2023 será un año de fuerte crecimiento”, comenta Matthias Bleicher, CEO de Liqui Moly Iberia.

“En 2022 hemos apostado por reorganizar nuestra estructura, procedimientos, actividades de marketing, además de haber avanzado con importantes inversiones como la apertura de un nuevo almacén en España, contando ahora el mercado ibérico con dos polos logísticos de abastecimiento. También fue el año de gran refuerzo de los recursos humanos, con la contratación de ocho nuevas personas para el equipo comercial”, explica Bleicher. La compañía tiene previsto continuar invirtiendo en el mercado ibérico: “Mantenemos abiertos los procesos de selección y, a finales de este año, tenemos previsto contratar al menos a 10 personas más, con especial foco en el mercado español”.