Toyo Tire construirá una planta en Serbia para atender mejor el mercado europeo

1314

Toyo Tire Corporation ha anunciado el establecimiento de una filial en Serbia que incluye la construcción de una planta de fabricación de neumáticos con el objetivo de atender las necesidades del mercado europeo. La nueva planta estará ubicada en la localidad de Indijia, a 40 kilómetros de la capital, Belgrado.

Las obras de construcción de la nueva factoría, a la que se destinará una inversión de 390,5 millones de euros, se iniciarán en mayo de 2020. La planta comenzaría sus operaciones en enero de 2022 y, en el verano de 2023, alcanzaría una capacidad de producción de cinco millones de neumáticos para turismo al año.

Toyo Tire suministra neumáticos para el mercado europeo y ruso desde sus fábricas de Japón y Malasia. A partir de 2022, la nueva planta de Serbia tendrá un papel clave en la política de distribución del fabricante en Europa. “Esta nueva línea de producción reforzará nuestro sistema global de fabricación y suministro de neumáticos”, comentan desde la compañía.

Por su parte, la nueva filial de Toyo Tire se constituirá este mes de septiembre y tendrá su sede en Belgrado. Su objeto social declarado es la “fabricación y venta de neumáticos radiales para vehículos de turismo y camiones ligeros”. Su capital social será de 160 millones de euros, suscrito al 100% por Toyo Tire.

Primer centro de I+D de la compañía en Europa

Finalmente, la compañía ha anunciado también que este otoño pondrá en marcha asimismo el que será su primer centro de I+D en Europa. El centro estará ubicado en la localidad de Willich, cerca de  Düsseldorf, en el estado de Renania del Norte-Westfalia (Alemania).

El centro de desarrollo tecnológico de Toyo en Willich se sumará a los que la compañía tiene en Estados Unidos y Japón. Con ello, Toyo confía en mejorar su capacidad de desarrollo al combinar y compartir el conocimiento y la información recopilados de cada centro.

El centro técnico de Toyo en Europa dará empleo a unas 10 personas, quienes se encargarán de investigar y evaluar materias primas, examinar las últimas tecnologías en la fabricación de neumáticos y recopilar información. La instalación ocupará una superficie de 2.500 metros cuadrados que incluyen el edificio principal y los laboratorios de prueba.