VDO lanza una campaña para acelerar la instalación del nuevo tacógrafo inteligente

80

VDO ha lanzado la campaña “Adelántate al cambio” con el objetivo de ayudar a las flotas a ahorrar y acelerar la instalación del nuevo tacógrafo inteligente. Ante la obligatoriedad de la instalación del tacógrafo inteligente antes de que acabe este año para los vehículos que realizan transporte internacional, VDO quiere facilitar este proceso, asegurando a tiempo una cita en los talleres, así como la disponibilidad de material en el momento y lugar adecuado.

Esta campaña, además de informar sobre la importancia del cambio, recuerda la posibilidad de solicitar subvenciones en las correspondientes CCAA para facilitar el cambio al nuevo tacógrafo, también ofrecemos la posibilidad de reservar una cita en uno de nuestros talleres. La red de talleres VDO y DTCO+ están perfectamente formados y preparados para trabajar con esta tecnología y proceder al cambio al tacógrafo inteligente VDO DTCO 4.1.

La introducción del tacógrafo inteligente de segunda generación se ha ido implementando gradualmente desde agosto del año pasado, cumpliendo con las especificaciones derivadas del Paquete de Movilidad. El próximo 31 de diciembre de 2024 todos aquellos vehículos de más de 3,5 toneladas que hagan transporte internacional y que lleven instalados tacógrafos analógicos o digitales deberán cambiarse por el nuevo tacógrafo inteligente de la segunda generación.

Teniendo en cuenta la fecha, la fase de adaptación a esta nueva tecnología debería estar en pleno proceso, pero la realidad es que las flotas están retrasándolo, bien por falta de claridad sobre a quién y cuando se aplica, ¿posibles exenciones nacionales y reglamentos transitorios o por rumores infundados de falta de suministro por parte de los fabricantes de tacógrafos. Pero si se planifica con anticipación este cambio, se ahorrará tiempo y dinero.

Aprovechar las revisiones para instalar el tacógrafo inteligente

Desde Continental señalan que el fabricante está a pleno rendimiento, suministrando sin problemas el nuevo dispositivo a los talleres especializados, y distribuidores en toda Europa. La compañía recomienda adelantarse desde este momento y cuanto antes al cambio, bien aprovechando las revisiones periódicas de los tacógrafos a realizar cada dos años o de la propia revisión de mantenimiento del vehículo. De esta forma, las flotas podrán asegurarse la disponibilidad de material en el momento y lugar adecuado, así como aprovechar su próxima visita a su taller habitual, para instalar el nuevo dispositivo.

“Adelantarse al cambio supone un ahorro a las flotas en cuanto al coste de una visita adicional al taller y que los vehículos puedan estar en carretera más rápidamente, reduciendo los costes de inactividad, pero con seguridad de poder viajar a través de las fronteras en enero”, explican desde la firma.