Michelin batió su récord de ganancias en 2017 con 1.693 millones de euros

368

Michelin batió su récord de ganancias en 2017 con 1.693 millones de euros, un 1,5% más respecto a los 1.667 millones de beneficio neto logrados en el ejercicio anterior. Cifra histórica de ganancias, fruto de unas ventas netas de 21.960 millones de euros en 2017, con un acelerón del 5,03% en comparación con los 20.907 millones ingresados en 2017, según el balance de resultados recién presentado por Michelin.

A la hora explicar las cuentas, Michelin destaca la “firme estrategia del Grupo para compensar el aumento de más de 700 millones de euros en los costes de materias primas” y, en especial, “el crecimiento sostenido en la cuota de mercado de los neumáticos para llanta de 18 pulgadas y superior (las ventas de la marca Michelin aumentaron un 19% en un segmento que creció un 13%), con un posicionamiento de precios en línea con la reputación de la marca”.

Ventas por divisiones

Al desgranar los resultados de 2017 por divisiones, la marca del Bibendum informa que el área de neumáticos consumer (turismo, furgoneta y 4×4-SUV) logró un beneficio operativo de 1.552 millones de euros (un 2,08% inferior a 2017), mientras que su cifra de negocio anual se situó en 12.479 millones de euros, un 3,08% más.

Por su parte, las ventas de neumáticos de Vehículos Industriales (camiones, autobuses y autocares) del Grupo Michelin ascendieron a 6.123 millones de euros, con una subida del 2,6% respecto a 2016, a la vez que la división de neumáticos para especialidades (agricultura, ingeniería civil, Dos Ruedas y avión) generó un beneficio operativo de 693 millones de euros en 2017, un 31,4% más, y su facturación aumentó un 18,4%, hasta 3.358 millones de euros.

A rueda de ello, Jean-Dominique Senard, presidente de la compañía, destacó que durante 2017 “el Grupo Michelin ha seguido el camino marcado en su libro de ruta hacia 2020. La fortaleza de la marca y su liderazgo tecnológico ayudaron a conseguir un crecimiento del 2,6% y generar unos ingresos netos históricamente altos de 1.693 millones de euros, lo que demuestra la agilidad del Grupo en un desafiante entorno empresarial. Michelin seguirá persiguiendo las adquisiciones que respaldarán nuestros planes de crecimiento y nuestra ambición por crear valor. La introducción de la nueva organización a principios de 2018 fomentará el compromiso de los empleados para mejorar el servicio al cliente, al tiempo que nos permite cumplir con nuestros objetivos de competitividad. De esta forma, el Grupo avanza con confianza hacia otro año de progreso en 2018, mientras continúa su estrategia en neumáticos, servicios, experiencias y materiales”.

Resultados de Michelin en España

Respecto a la evolución de Michelin en España, Senard ha asegurado que “las fábricas españolas del Grupo son las que cuentan con una mayor competitividad en Europa”, resaltando que producen entre el 12 % y el 15 % del volumen total de producción de la compañía a nivel mundial, y que “de hecho, estamos en disposición de poder fabricar en España productos que exportamos a India. Ahora bien, no podemos bajar la guardia porque en esta industria hay que luchar día a día. Los equipos españoles han demostrado su capacidad de reaccionar“.

En concreto, Michelin detalla que en 2017 las plantas españolas (Lasarte, Vitoria, Aranda de Duero y Valladolid) produjeron alrededor de 425.000 toneladas, el 4,5 % más que el año anterior, lo que ha supuesto un “récord histórico” y una vuelta a los niveles de producción precrisis. En cuanto a la facturación de Michelin en España, rondó los 2.500 millones de euros en 2017, un ejercicio en el que contrató a 400 personas más, hasta tener una plantilla de 7.700 personas, aproximadamente.

Asimismo, Senard reconoció que “queremos invertir en la mejora tecnológica, y, especialmente, en neumáticos grandes, tanto para coches, como para camiones y de vehículos de ingeniería civil. También queremos invertir en digitalización para facilitar el trabajo de nuestros operarios a través de robots. Estamos preparando fuertes inversiones para preparar las fábricas del futuro”

En 2017, Michelin invirtió un total de 1.700 millones de euros, mientras que para el curso actual prevé inversiones entre 1.700 y 1.800 millones y de entre 1.500 y 1.700 millones para 2020. En este sentido, Senard explicó que la compañía se encuentra en fase de crecimiento, el cual será apoyado por inversiones en equipamiento o maquinaria, entre otras cosas, para que la empresa crezca de manera orgánica y a través de adquisiciones de compañías externas.