La actividad de los talleres crece, pero siguen perdiendo rentabilidad

625

 

actividad talleresLas operaciones realizadas en los talleres de reparación y mantenimiento de vehículos españoles se incrementaron un 2,5% de media durante el primer semestre del año, según los datos de la Federación Española de Empresarios Profesionales de Automoción (CONEPA). La patronal subraya, no obstante, que la facturación del sector sólo creció un 1,8% entre enero y junio.

Los datos de CONEPA confirman la tendencia de pérdida de rentabilidad en el sector y reflejan una ralentización del crecimiento del número de entradas al taller y de la cifra de ventas, que en el primer semestre de 2017 fueron del 5% y del 3%, respectivamente. Otro dato preocupante que señala el informe de CONEPA es que crecen sensiblemente más las operaciones causadas por averías que las consideradas como de mantenimiento periódico o preventivo. A juicio de la patronal, esto pone de manifiesto la mala salud del parque español y la necesidad de seguir incidiendo en campañas que estimulen el cuidado responsable de los automóviles.

Por segmentos, los talleres de electromecánica y carrocería presentan una evolución similar en el conjunto del territorio español. También se puede hablar de regularidad en cuanto al comportamiento de los dos primeros trimestres: enero-marzo fue peor que abril-junio, como es tradicional. “Lo que sí llama la atención es la muy diversa valoración registrada para el mes de junio, que suele ser uno de los mejores del año por la proximidad de las vacaciones, pero que este año se ha cerrado lejos de previsiones para casi el 50% de los talleres”, recalca CONEPA.

En cuanto al empleo, continúa creciendo, y alcanza ya las 150.000 personas, unas 2.000 más que a comienzos del presente ejercicio, según estimaciones de CONEPA. “La falta de personal cualificado está produciendo en la práctica una tendencia al crecimiento de los salarios, lo que preocupa a un sector castigado por la pérdida de rentabilidad”, matiza, no obstante, la patronal.

CONEPA termina recordando la necesidad que tiene el sector de reparación y mantenimiento de automóviles de afrontar notables inversiones con el fin de dar respuesta a los vehículos modernos. “Todos los que operamos en el mundo del automóvil estamos en un momento complicado por la incertidumbre con respecto al futuro. Nos inquietan tanto las repercusiones de la evolución tecnológica en nuestros negocios como las transformaciones en los comportamientos del consumidor. El coche compartido y otros conceptos de la nueva movilidad implican cambios en la relación taller-propietario del coche, cada vez organizaciones más grandes en detrimento del particular”, comenta en este sentido Víctor Rivera, secretario general de CONEPA.