La rentabilidad de los concesionarios se sitúa en el 1,77% en el segundo trimestre

111

La rentabilidad de los concesionarios españoles se situó en el 1,77% en el segundo trimestre del año, según los datos de Snap-on Business Solutions. La variación respecto al mismo período de 2021, cuando se situó en el 0,36%, es debidal aumento de los precios medios de venta de vehículos, tanto nuevos como de ocasión, así como por el incremento de la facturación de la Posventa.

Los datos de Snap-on Business Solutions indican que la rentabilidad de los concesionarios ha aumentado tanto en el área de ventas (+22,05%) como en Posventa (+21,51%). La facturación total que también ha crecido más del 6% respecto al segundo trimestre de 2021, todo lo cual explica la mejora en la cifra de rentabilidad. Por otro lado, las políticas de contención de gastos no han dado el resultado esperado debido al incremento de los precios de compra de los vehículos, aumentando un 6,56%.

concesionarios

La contribución de cada área de negocio sigue dominada por la venta de vehículos nuevos (VN), que aporta casi el 63% de la facturación y más de un tercio, el 35%, del resultado. La venta de vehículos de ocasión (VO) supone una quinta parte de la facturación (19,68%) y de los resultados (21,23%), mientras que el Taller representa el 5,26% de la facturación y el 12,5% del resultado. El área de recambios, por su parte, supone el 12% de la facturación y casi una tercera parte del resultado (30,65%).

Concesionarios: tendencia positiva, apoyada en una posventa que crece

Según comenta David Salcedo, Account Manager de Snap-on Business Solutions en España, “los resultados que hemos visto en este segundo trimestre nos confirman que, pese a la falta de vehículos, tanto nuevos como de ocasión, la tendencia para los concesionarios es positiva en este 2022, apoyada en una Posventa que está creciendo de manera muy importante”.

En opinión de Salcedo, “esta falta de stock ha obligado a los concesionarios a maximizar las unidades disponibles y han conseguido rentabilidades muy superiores a años anteriores, lo cual ha servido para suplir también las menores cifras de ventas”.

“El único punto de mejora”, concluye Salcedo, “lo encontramos en las políticas de contención de gastos, que no han dado el resultado esperado debido al aumento de precios. Y precisamente es ahí donde más deberemos poner el foco en los próximos meses para conocer el verdadero impacto que puede tener la inflación que estamos viviendo”.