La rentabilidad de los concesionarios fue del 1,16% en el primer trimestre

109

Los concesionarios españoles arrancan el año en positivo, con una rentabilidad del 1,16% al cierre del primer trimestre, según los datos de Snap-on Business Solutions. La cifra contrasta con la del año pasado, en la que la rentabilidad cayó un 0,68% en el mismo periodo. Esta variación está motivada por el aumento de los precios medios en los vehículos nuevos y de ocasión, el buen comportamiento del área de Posventa y el control de los gastos.

 

concesionarios

 

En concreto, la facturación total de los concesionarios ha aumentado un 8,07% respecto al primer trimestre de 2021, con incrementos destacables también de la rentabilidad de Ventas (+61,56%) y de Posventa (+30,16%). Los gastos generales, por su parte, también han descendido más de un 10%, todo lo cual explica el buen arranque de año en términos de rentabilidad.

Respecto a la contribución de cada área de negocio, VN aporta el 60% de la facturación y el 30% del resultado. Por su parte, el área de VO supone casi el 21% en ambos apartados. El Taller contribuye con un 5,9% a la facturación y con un 14,8% al resultado, mientras que Recambios es el 13,20% de los ingresos y un tercio del beneficio.

El área de Ventas, tanto VN como VO, sigue lastrada por la falta de producción y de stock, lo cual significa que se están facturando muchas menos unidades que en años anteriores. La Posventa, por su parte, avanza en su recuperación y está en niveles de actividad pre-COVID, con aumentos de facturación tanto en Taller como en Recambios y con una estructura de personal muy similar a la que tenía en el año 2019.

“Hemos arrancado el año 2022 con cifras muy cercanas a las de 2017, donde se alcanzó la mayor rentabilidad de los últimos años. Los concesionarios han hecho un gran trabajo conteniendo los gastos generales y potenciando la Posventa, que consolida la recuperación iniciada ya en el año 2021”, comenta David Salcedo, Account Manager de Snap-on Business Solutions en España.

En opinión de Salcedo, “el único punto negativo es la falta de coches, que está reduciendo las Ventas, tanto de Nuevos como de Ocasión, una situación que no tiene visos de resolverse a corto plazo debido a la situación de las cadenas de suministro global. El segundo trimestre del año será el que nos indique si la tendencia de actividad conseguida en todos los departamentos es la que debemos esperar para 2022”.