PUBLICIDAD

Jorge Crespo hace también hincapié en los cambios en la percepción del usuario final respecto al producto asiático y a este respecto defiende que “se ha producido un giro radical y ahora está mucho más abierto a nuevas tendencias, a nuevas formas de entender la comercialización o la compra del producto en distintos multicanales”. Respecto a la calidad del producto chino afirma que no se debe caer en la generalización ya que “hay marcas que llamamos quality, o de tercer nivel, que son fabricadas en Europa por fabricantes europeos que no tienen el nivel de marcas fabricadas en China”